sábado 30 de agosto de 2008

Miedos y gozos

Esta tarde hemos tenido algunos de esos momentos mágicos a los que sólo la improvisación te puede llevar.

Ukunda es la población principal junto a las playas de Diani, en el sur de Mombasa, donde nos encontramos desde ayer hasta el lunes. Tras una segunda noche consecutiva de juerga loca y un d'ia de playa hemos quedado abatidos tras la comida en el 'hotel' (Diani Beach Campsite & Cottages) y nos hemos despertado a base de partidas de cartas al 'rápido', juego 'de piscina' de nuestra época adolescente en El Pont de Suert.

Hemos ido a Ukunda a pasear un poco por el pueblo que, como muchos otros, se distribuye lo largo de la carretera.

Me ha costado mucho, pero he conseguido convencer a Jordi y Lara para callejear un poco, ya atardeciendo. Quizás tengan razón y sea un poco inconsciente y necesite que me den un susto. Pero de momento no he sentido inseguridad en los lugares que he visitado, y la única norma estricta que me marco es no caminar de noche por calles con mala pinta (no confundir mala pinta con calles poco arregladas o pobres, que es lo habitual) solo por la noche.

Hemos llegado hasta el mercado, con puestos de frutas y verduras, muchos de ellos ya desmontados.

Al pasar el mercado había un grupo de niños. Como he hecho con otra gente que hemos ido encontrado por la calle, les he saludado y me han contestado muy educadamente. Me he parado con una niña de unos 2 anyos para decirle lo mucho que me gustaba su pelo, y ahí ha empezado todo.
Los ni
ños se han ido acercando uno a uno para saludar, Lara ha sacado la cámara y ya entonces se han juntado todos para salir en la foto y han empezado a flipar al ver como han quedado las fotos. Todo ha acabado con unos 20 niños cantando y jugando con Lara mientras Jordi y yo entrábamos y salíamos del grupo mientras hablábamos con un chico que está acabando el instituto y nos contaba lo contentos que se ponen los ninyos cuando ven hombres blancos.

Ha sido un momento mágico y lo hemos cortado para seguir nuestro paseo y dejar a los niños seguir jugando.


Sin saber como, nuestros pasos nos han llevado a un garito donde tocaban música Luo (el mismo tipo de música que mi primera noche en África ) y hemos decidido ser los primeros en ponernos a bailar.
Se ha ido uniendo gente a la pista de baile y el garito ha empezado a llenarse.

Creo que Lara y Jordi están apreciando tanto como yo esos momentos, que quedan muy lejos de safaris, playas paradisíacas, hoteles y restaurantes de lujo, pero quedan muy cerca de uno de los centros neurálgicos de la felicidad, quedan muy cerca del corazón.

Etiquetas: , , , , , , , ,

7 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

Veo que lo estáis pasando muy bien por el continente africano. Aprovechar y divetiros todo lo que podáis, no dudo de lo que haréis. Por cierto como es que adquiere tan poco protagonismo Jordi en el blog, que pasa que no adjunta fotografías ?
Bueno con esto no quiero machacar a Jordi ni mucho menos.
Un abrazo a todos;
Emilio Solana Campaña
El Pont de Suert ( Lleida )

31 de agosto de 2008 02:26  
Anonymous Anónimo ha dicho...

qué bueno, da gusto leerte sobre todo cuando a uno ya le quedan horas para incorporarse al trabajo tras unas vacaciones mucho menos mágicas .... pero bueno, a uno se le pone la sonrisa en la cara y sueña que en un futuro próximo poder hacer lo mismo. Que tengáis muchos momentos como ese.
REcuerdos a todos.
Bsos. "el vecino Jose mª"

31 de agosto de 2008 09:04  
Anonymous Maite ha dicho...

Hola Teteeeeeeeeeeeeee

Ya estoy de vuelta!!! Que bien sientan unas vacaciones!!!

Ya veo que tienes a toda la trupe por ahí!!!

Aún no he podido leer todo lo que has escrito pero en cuanto tenga ratillos me pondré con ello...

Cómo va tu brazo??? mejor???

A ver si hablamos un ratillo desde un ciber y me cuentas como va todo.

Desde aquí os mandamos muchos besitossssssssssssssssssssssss

Arno, Xavi y Maite

Te quieroo!!!

31 de agosto de 2008 11:46  
Anonymous Zape ha dicho...

Hola a todos!
Una vez más, el relato nos acerca, en la medida de lo posible, a vuestra vivéncias. Esos momentos son irrepetibles, a disfutarlos. Un saludo a Jordi y que se suelte un poquito más!

Saludos!

31 de agosto de 2008 11:49  
Blogger opticus ha dicho...

¿cómo que los safaris, playas paradisiacas y hoteles de lujo no llegan al corazón????????
también al bolsillo, pero al corazón cuando te tienes que ir y volver al trabajo te aseguro que llegan......
en serio, pasadlo muy bien que estas cosas no se viven todos los días. Un abrazo de Sonia y mio.

1 de septiembre de 2008 06:47  
Anonymous Miriam ha dicho...

Hola!! Ya veo que estáis hechos unos aventureros!! Me alegro mucho que os lo esteis pasando muy bien. Sobretodo disfrutad! Recuerdos a todos (aunque hay gente que no conozco). Besitos. Miriam.

1 de septiembre de 2008 09:02  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Hola xatos!!!

Por fin nos animamos a colaborar en el blog y seguir el viaje...para los que sólo hicimos safaris, playas, etc nos quedamos con eso y mucho más: la gente y especialmente los niños.

Para los que siguen como vosotros, tal como dices Jose,hay mucho más que conocer,disfrutar y sentir ( que envidia!!!!!)

Hasta la próxima,

Un abrazo desde Barcelona

Mònica&Xavi

1 de septiembre de 2008 11:03  

Publicar un comentario en la entrada

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal