martes 12 de agosto de 2008

Por fin es lunes ... Adios Kampala

Creí que nunca iba a decir "Por fín es lunes", pero sí. Se acabó la semana "maldita". Creo que algún gorila me echó un mal de ojo, pues no creo haber pisado ningua mierda (perdón por la expresión), ya que me habría dado cuenta seguro.


El portátil es ciego

En el trayecto desde Buhoma (puerta de entrada a Bwindi) a la vecina Butogota (lugar en el que tomábamos el bus hacia Kampala) la pantalla del portátil se reventó por dentro.
El portátil iba en su fundita de neopreno, dentro de la mochila, en el maletero. Los baches fueron más fuertes que todo eso.

El principal inconveniente es que no puedo redactar los artículos desde la habitación, con lo que me temo que la frecuencia de mis narraciones se va a ver afectada. UNa lástima, porqué tengo mucho que contar.


No siempre es mejor montártelo por tu cuenta

Para visitar el Parque Nacional de Murchison Falls sólo hay una opción barata: Red Chilli Hideaway.
Por culpa de mi obsesión no premeditada de buscarlo todo a última hora, me resultó imposible conseguir una cama en su Camp Site. Además, Red Chilli organiza tours desde Kampala.

Pero como creo que uno se lo puede montar todo por su cuenta, reservé habitación en un lodge con un precio decente (24 euros la noche), con ba
ño compartido con otra habitación.
Me cogí un bus hasta la "cercana" al Parque Masindi

Desde all
í empecé una rebuscada ruta que, según la Lonely Planet llevaba a otro logde no muy lejano.

La inici
é en un taxi (matatu). 25 personas en un vehículo habilitado para 15 es lo que yo llamo optimizar el espacio. Con una niña sentada sobre mí, un niño de pie y 3 hombres con el culo contra la ventanilla y el cuerpo flotando por encima de otras cabezas, el conductor conducía como podía, secándose la cabeza de sudor continuamente y haciéndome pensar que no estaba en condiciones para conducir y lo que pasaría conmigo s la furgoneta volcaba hacia la derecha.

Pero no, la furgoneta decidió caer un poco hacia la izquierda cuando se le salió una rueda !!! Sí, no pinchó, eso es de pijos. Literalmente se le salió una rueda.

Ahí estábamos, en medio de la nada, con unos monos que hacían el amago de acercarse en busca de comida.

Hablando con el resto de pasajeros descubro que el taxi no llega hasta la ciudad a la que yo quería llegar, así que cambio de opinión y decido volver hacia Masindi para tomar otra ruta más cara pero con más probabilidades de llegar a una hora decente.

Y entonces ocurrió un milagro. Paré a un motorista y me llevó con él GRATIS. No quería dinero. Trabaja para la ruz Roja en Masindi.

Una vez allí negocié con un taxista para un "special hire" bajando desde 68 a 38 euros. Y es que estamos hablando de más de 70 Km. Ya contaba con que eso podía pasar.

Ingrato recuerdo de Sanbiya River Lodge

Llegamos ya de noche al lodge. La primera en la frente. Un huésped se fué con la llave de mi habitación, pero me ofrecía una banda (caba
ñita) doble, pero con el baño en el exterior. Acepté sin problemas.

Pedí unas chanclas ( hasta en el peor hotel de Uganda tienes unas chanclas para ducharte). Me dijeron que me las traían. Media hora después ni siquiera hab
ían venido a decirme que no iban a conseguirlas. Lo dí por imposible y me fuí al baño con un par de bolsas de plástico para no apoyar los pies sobre el suelo.

Cuando ya me disponía a secarme resbalé y ca
í con todas mis fuerzas contra el suelo. Pero mi codo derecho decidió caer sobre un pequeño escalón. Hasta que no fuí a lavarme los dientes no me dí cuenta de que salía sangre de él.

Contacté con la asguradora y cuando por fín localizaron mi contrato ya era demasiado tarde y cerraban las puertas del Parque toda la noche, por lo que no podía llegar a ningún centro médico. El corte era corto, pero profundo. Era feo, muy feo; como diría David, "más feo que pegarle a un padre".

Mi kit de primeros auxilios estaba en Kampala, pues había viajado con una peque
ña mochila. Allí tenían lo justo, pero intenté mantener la herida cerrada según indicaciones de un médico español por teléfono.

A partir del día siguiente empezaron a tratármelo en centros médicos y la evolución es buena.

Por fin he tenido que "hacer dedo"

Al día siguiente llegó la segunda odisea. Resulta que el punto de partida del barco que va a las cataratas de Murhison Falls está a 30 Km. del Smabiya River Lodge donde yo estaba.
Por suerte conseguí que me llevaran dos alemanes con el transporte que tenían contratado (una furgoneta para ellos solos, con sonductor y guía).

Ya en el barco concidí con una colombiana (Verónica) que estaba en una ONG en el norte de Uganda) y on 19 espa
ñoles que estaban viajando con Kananga.
Los espa
ñoles hicieron algo que me habría encantado poder hacer, pero no tenía los medios y además debía ir lo antes posible a un centro médico. Subieron caminando a ver las cataratas desde lo alto.
El barco no se acerca tanto como nos gustaría a las cataratas, pero os aseguro que lo que se ve es algo E-S-P-E-C-T-A-C-U-L-A-R. En un ancho de 6 metros pasa todo el Nilo (técnicamente pasa una de sus 2 ramas). Es una demostración de fuerza de la naturaleza difícil de igualar cuando hablamos del elemento "agua".

Por el camino vimos cocodrilos del Nilo, Hipopótamos y búfalos. Todos muy tranquilos.

Al volver a tierra se acabaron los milagros. No tenía transporte para volver a Masindi y no pasaba ningún vehículo en aquella dirección. Finalmente conseguí que me llevara un empleado del Red Chilli que se dirigía a Kampala, a cambio de pagar la gasolina (8 euros).


Siempre se aprende algo

He aprendido algunas cosas "gracias" a la "semana maldita".

1 - Nunca jamás dejes en el maletero cámaras, portátiles, etc.

2 - Escrúpulos los m
ínimos. Ni se te ocurra ducharte con bolsas de plástico en los pies.

3 - Si vas a un Parque Natural, asegúrate muy bien de las comunicaciones que hay.

4 - No siempre es mejor ir por tu cuenta, antes de decidirlo, utiliza el consejo 3.

5 - Si vas a un Parque Nacional piensa bien que cosas no vas a llevarte (hanclas, kit de primeros auxilios, ...). Puede ser que las necesites y no tengas donde obtenerlas.


Etiquetas: , , , ,